7 Diciembre 2005

Las guías en Pakistán continúan muy atareadas ayudando a las víctimas del terremoto.

«Las guías están ocupadas construyendo refugios APRA las víctimas en Azad Kashmir y la Provincia de la Frontera Noroccidental», dice Moeena Hidayatallah, la Comisionada Internacional de la Asociación de Guías de Pakistán. «A medida que se aproxima el invierno, se ha concentrado los esfuerzos en la construcción de refugios en las áreas más elevadas de las montañas donde el clima es más inclemente y de ahí se va trabajando en las áreas más bajas. En Islamabad y Punjag, las guías continúan su trabajo en los hospitales locales».

La primera fase de la etapa de socorro – la distribución de alimentos, ropa y mantas ha concluido, pero si se reciben provisiones adicionales, las guías las distribuirán entre aquellos que más lo necesiten.

Mientras tanto, la Asociación de Pakistán se está preparando a reconstruir la Casa de Huéspedes, que quedó completamente destruida con el terremoto. La reconstrucción comenzará en marzo de 2006 cuando termine el invierno. Si desean ayudar a reconstruir este edificio, sírvanse enviar fondos a la Oficina Mundial a:

Asociación Mundial de las Guías Scouts
Oficina Mundial, Centro Olave
12c Lyndhurst Road
Londres
NW3 5PQ

«La Comisionada General de la Asociación estaba en la Casa de Huéspedes, en Muzaffarab cuando ocurrió el terremoto», dice Moeena. «Por suerte se la pudo sacar via de entre los escombros luego de cuatro horas y ahora está de vuelta en sus labores y ayudando en los esfuerzos de socorro».

Hasta la fecha la Asociación de Guías de Pakistán ha recibido la suma de Rs 27.66. 972 de la AMGS y de grupos Guías y Guías Scouts de distintas partes del mundo. De esta cantidad, menos de la mitad se usará para la reconstrucción de la Casa de Huéspedes y el resto en la construcción de refugios.

La Asociación ha hecho un llamamiento de asistencia financiera al Gobierno, pero como es de esperar hay muchos miles de otros proyectos que requieren financiación, tales como hospitales, carreteras y escuelas.

Moeena dice: «Ahora que las víctimas del terremoto están recibiendo tratamiento, alimentos, refugio y escolaridad, la Asociación puede comenzar a planear su futuro y en la rehabilitación de las víctimas».

«Estamos muy agradecidas con nuestros amigos en el Guidismo quienes han orado y nos han ayudado de manera tan generosa. Ha sido un consuelo saber que no estamos solas y que no nos han olvidado».